2 enero 2015 Mama & Kids

Decálogo de año nuevo

Por Raquel Paños Leiva | Gratis Total
Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestEmail this to someone
Decálogo de año nuevo  | TOUS Kids&Baby

Foto de la revista Kinfolk.

Con cada nuevo año, una oportunidad para mejorar. Mamás primerizas, mamás experimentadas…un pequeño divertido decálogo para empezar el año 2015 con energía y nuevas ideas.

Hace unos años mi lista de nuevos propósitos para empezar el año se reducían a “hacer algo de ejercicio” o “perfeccionar idiomas”; cuando eres madre tus metas dan un giro y se centran en la maternidad, la familia…y un poquito para ti misma, tu pareja y tus amigos. ¿Seré capaz de cumplir el decálogo marcado para 2015?

1

Levántarte la primera. Esos 30 minutos a solas para una ducha relajada, para un café sin interrupciones te sabrán a gloria. No es madrugar, es tener tiempo para ti misma.

2

Enseñar a leer…leyendo tú. Lee cada día un cuento con tus hijos, llévalos a cuentacuentos…pero el gran ejemplo lo darás mientras te vean disfrutar con un buen libro, desayunando con el periódico en la mano o rebuscar novedades en una librería.

3

Apagar la tecnología. Hacer mil cosas a la vez como revisar mails, chequear tu feed de noticias o guasapear con las madres del cole mientras pasas la tarde rodeada de acuarelas y plastilinas es para volverse loca. Tiempo de calidad es lo que necesitamos.

4

Invertir más en ropa para todos. Menos cantidad, más calidad, para los niños y para mí misma. Y permitirme algún capricho de vez en cuando.

5

Más tiempo para jugar, mejor si es al aire libre: entre el trabajo, la escuela, las tareas y las actividades extraescolares muchas veces no queda tiempo para que el niño disfrute de algo tan simple y esencial como jugar en el parque más cercano. ¡Y si es de arena es mucho más divertido!.

6

Pasar más tiempo a solas con tu pareja. No hace falta una gran logística; a veces es un café antes de recoger a los niños del cole, o pasar cerca de su trabajo y organizar un picoteo rápido. Eso sí, en ese tiempo…¡nada de hablar de niños!

7

Construir una buena red. La próxima vez que esperes cola en el dentista, en el banco o vayas en autobús al trabajo…¿ves a esas mujeres?. Es hora de vencer la timidez y preguntarles por su día a día, cómo se organizan con el trabajo, los hijos, su tiempo libre. Información es poder, y a veces, de estas conversaciones mundanas aparece la perfecta babysitter, la tienda de ropa que no conoces o la librería con el mejor cuentacuentos.

8

Hacer más fotos de familia en las que aparezcas. Si hay que ensayar poses, se hace. Además, existen los temporizadores y los mandos a distancia para hacer fotos. ¡Todo sea para que el día de mañana no parezca ausente en todos los eventos familiares!.

9

Hacer ejercicio en familia. El único ejercicio que hacemos juntos es correr porque llegamos tarde a mil sitios. Es el momento de apuntarnos a una clase de yoga, a pilates, o, por qué no, a un grupo de running. Quizás pronto se pongan de moda las carreras familiares por relevos.

10

Instaura “los viernes de cine en casa”. Organízalo como un pequeño ritual: preparad la cena juntos –una pizza casera es la mejor opción- elegid una película para todos los públicos, llenad el sofá de cojines y mantas, y a disfrutar de una noche juntos sin prisas por ir a la cama.

¡Felices propósitos!

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *